Archivo mensual: marzo 2012

Artículo IV: Arzua – Arca – Santiago

El vagabundo y el peregrino

Los miembros de la peregrinación Valle de Alcudia tienen ya a un tiro de piedra el Monte del Gozo y la meta final: la Catedral de Santiago de Compostela

Los miembros de la peregrinación Valle de Alcudia tienen ya a un tiro de piedra el Monte del Gozo y la meta final: la Catedral de Santiago de Compostela

    Cuando los momentos tocan médula mejor condensarlos en pocas palabras. Ocurre que el pulso se acelera para describir intensidades vívidas. De modo que mejor dejarlo reposar como la madre de un buen vino. Quizá resulten más efectivas palabras sueltas: lluvia, recogimiento, oración, paz…- que aún queda la llegada al Obradoiro. Tiemblo al pensar cómo describir ese momento. ¿Y si de repente me asalta el último dragón mostrándome la inutilidad de lo vivido? En la pizarra virtual común del Camino la peregrina ha escrito: LA CUMBRE. ¿Cómo describir una sensación que no conozco su nombre, ni tengo palabras para ello? Un camino largo, difícil y lluvioso. Una ducha hirviendo, unas lentejas calientes y un viento helado. Un apretón de manos, que calienta el corazón. Un diálogo que ignoro que libera el alma. Unas lágrimas retenidas durante tanto tiempo que alivian el dolor oculto. Un abrazo que da vida. ESPERANZA, volver a caminar en la misma dirección, no dos, sino TRES”. Y que cada cual saque sus propias conclusiones. Anoto aquí lo que el peregrino-pater nos facilita por la virtualidad mural: la paz del monasterio no debe ser un recurso psicológico de evasión-falsa paz-, sino una señal para la búsqueda del camino de la paz definitiva. Seguir leyendo…

Anuncios
Categorías: Camino del Norte, El Camino, Experiencias del peregrino, Manuel Valero (Artículos) | Etiquetas: , , , , , , , , , , , , , , | 1 comentario

Artículo III: Miraz – Sobrado dos Monxes

Posada en el cementerio

Peregrinos realizando un alto en el camino en un cementerio antes de Villalba

Peregrinos realizando un alto en el camino en un cementerio antes de Villalba

    Parafraseando a Khalil Gibrán, los amigos no se buscan para matar las horas sino para vivir las horas. Hay momentos en los que el peregrino hace un receso en la propia búsqueda para dedicarse al deleite de vivir en buena compañía un rato de baladas y versos. A Baamonde se llega cansado, más por el tedio que por la dificultad. El día vuelve a ser gris y salta de orbayo en orbayo. Hay trechos de naturaleza viva pero de vez en cuando emerge el alquitrán de la cálida alfombra verde del suelo gallego. Y es entonces cuando el peregrino observa el final de etapa como un espejismo. Baamonde está ahí, pero no parece más cerca a cada paso, como si se fuera distanciando a medida que el peregrino se acerca. Pero se llega y la recompensa es múltiple: un buen albergue, una buena comida entre peregrinas-cármenes, una tarde de guitarra y una visita a la casa-jardín-museo de Víctor Corral… un espacio entre onírico y naiff producto del compromiso vital de un artista que horadó la entraña de un castaño milenario, vivo, para hacer una capilla. El jardín es un lugar de cuento, un escenario de película. Seguir leyendo…

Categorías: Camino del Norte, El Camino, Experiencias del peregrino, Manuel Valero (Artículos) | Etiquetas: , , , , , , , , , , , , , , | Deja un comentario

Ficha de Inscripción y Publicidad

    Desde hace ya unos días, muchos de vosotros ya habréis visitado la página de facebook, este blog o simplemente, lo habréis oído comentar con otras personas: El Camino de Santiago ya está aquí.

    Además, dentro de muy poco también empezaréis a ver el póster promocional creado para la ocasión.

No camines sólo, ¡Únete a nosotros!

No camines sólo, ¡Únete a nosotros!

Seguir Leyendo…

Categorías: DCR, El Camino | Etiquetas: , , , , , , , , , , , | Deja un comentario

Artículo II: Abadín – Villalba – Baamonde

Los peregrinos en camino a hasta la tierra llana

Los peregrinos en camino a hasta la tierra llana

    Ah, en la cumbre, con toda la Terra Cha (Tierra Llana) alrededor nuestro. Un caballo de raza gallega, una besta, galopa hacia el intruso, el peregrino alza el bastón y en ese momento el caballo se detiene, gira y el animal vuelve junto a la manada. Es una visión mágica después de un duro ascenso de tres horas. Vencer la montaña a través de una senda estrecha, accidentada, apretada entre la vegetación y llegar a un espacio verde en la tierra y azul en el cielo – hace sol- con la libertad en elegante trote al encuentro de los escaladores… eso es sencillamente indescriptible. Seguir leyendo…

Categorías: Camino del Norte, El Camino, Experiencias del peregrino, Manuel Valero (Artículos) | Etiquetas: , , , , , , , , , , , , , , , , , | Deja un comentario

Artículo I: Ribadeo – Gondán – Mondoñedo

Playa de las Catedrales

Playa de las Catedrales

    El peregrino-conductor dio volumen a la radio y las alegres notas de una muñeira sacudieron la modorra de los pasajeros. Las gaitas, la secuencia contínua del verdor insistente al otro lado de la ventanilla, y un anticipo de lluvia contra el cristal panorámico del autocar, anunciaron a los peregrinos que estábamos en Galicia, y que el primer paso estaba dado: un paso de muchas leguas desde la amplia y luminosa Mancha hasta el frescor brumoso del Norte.

Seguir leyendo…

Categorías: Camino del Norte, El Camino, Experiencias del peregrino, Manuel Valero (Artículos) | Etiquetas: , , , , , , , , , , , | 1 comentario

Crea un blog o un sitio web gratuitos con WordPress.com.

A %d blogueros les gusta esto: